“Todos estos años jugaron con la suerte”, dice el papá de Nahuel

Publicado el: 19 enero, 2018

Los padres de Nahuel González sufren los peores días tras la muerte de su pequeño. Aun así, el saber que al donar sus órganos el niño salvó ocho vidas, alivia un poco el pesar. Su pedido es de Justicia.

Carlos González, padre del niño de 7 años que se ahogó en la pileta del club de Prensa, dio detalles del hecho. “Cambiamos de abogado y vamos por el camino de lo penal. El lugar no estaba preparado para funcionar. A la falta de ambulancia, médicos y enfermeros, se suma la falta de experiencia de esta gente que debía cuidar de todos los chicos. A la luz de los hechos, queda claro que todos estos años estuvieron jugando con la suerte hasta que pasó lo que le pasó a mi hijo“, indica el papá de Nahuel, cuyo abogado ahora es Juan Andrés Robles.

Este jueves, junto a su mujer Carolina Amante, estuvieron reunidos con el ministro de Gobierno Regino Amado. “La reunión fue positiva. Estuvo enfocada en dos puntos: la seguridad en las colonias de vacaciones y en que sea el intermediario entre el Siprosa y el Incucai. Los órganos de Nahuel salvaron las vidas de ocho criaturas y nos gustaría conocerlos. Quisiéramos saber quiénes son, conocerlos, seguir su evolución“.

Que mi hijo haya dado vida nos llena de satisfacción como padres. Sabemos que hay una larga lista de pacientes, de chicos en espera. Para este dolor que vivimos, este acto de vida es un alivio“, confiesa Carlos en diálogo con eltucumano.com.

La familia creó el blog Justicia por Nahuel González, donde compartirá las novedades del caso y en el que celebra el hermoso gesto de vida a través de la donación de órganos con un video.

“Quien diga que hubo guardavidas esa mañana, miente. Les queda enorme el calificativo de guardavidas”, declara Carlos.

“Sabemos qué pasó: está comprobado que un profesor con 25 años de experiencia, no estaba en el lugar. Y los otros cuatro profesores de Educación Física no tenían experiencia, a tal punto que la persona que sacó a mi hijo de la pileta es una docente que había ido de casualidad a inscribirse para ir a la pileta a la tarde. La otra persona que intervino fue el vecino del frente del club de Prensa, que a los gritos alertó al policía que estaba en la esquina e intentó reanimar a mi hijo“.

“Todo está en manos de nuestro abogado. Por ahora no puedo hablar más. Son días difíciles para nosotros. Las horas en el hospital, el dolor, las reuniones con nuestro abogado, todas son cosas que jamás imaginamos que nos tocaría vivir. Soñábamos con otras vacaciones”, lamenta el hombre para cuyo dolor no hay palabras.

Deja un comentario

Legisladores registraron el mal estado de las comisarias tucumanas

Prat Gay habló sobre el “tarifazo”

Inauguraron el Monumento al Bicentenario en Tucumán